Convivencia segura

LOS URRACOS / Jaime Luis Soto

2020-05-31

Jaime Luis Soto

Con el inicio de la primera fase para la reapertura de actividades en nuestro Estado, los tamaulipecos debemos estar conscientes de lo que puede pasar de no acatar las reglas que se han establecido y la advertencia es muy contundente: De darse un rebrote de coronavirus todo se vuelve a cerrar.

Luego de que el Gobierno de Tamaulipas diera a conocer que a partir de este lunes se reactivan diversos sectores productivos –como restaurantes, hoteles, estéticas, tiendas departamentales, etc.-, infinidad de ciudadanos se han formado la idea de que es el fin total de la contingencia y del confinamiento social.

Y mire Usted que desde este domingo salieron en estampida y en manada cientos de familias para “festejar” el supuesto fin de la cuarentena. Grave error. Esto debe ser paulatino, poco a poco, analizando cada estrategia sanitaria porque, se insiste, de darse nuevos contagios masivos a gran escala puede incluso empeorar más la situación.

No olvidemos que como buenos mexicanos, tenemos la fea costumbre de no acatar las reglas como así se ha visto desde el inicio de la contingencia pues todos los días la Secretaría de Salud que dirige GLORIA DE JESÚS MOLINA GAMBOA ha estado haciendo exhortos de quedarnos en casa.

Y parece que muchos entendieron “salgan a la calle, que les valga…”.

Recordemos que la famosa cuarentena aquí en Tamaulipas se extendió hasta el 15 de julio, una noticia que no les ha gustado a muchas personas pero es precisamente para seguir protegiendo la salud de todas y de todos.

El encierro ha provocado incluso que se incrementen los casos de violencia intrafamiliar por el estrés y la ansiedad. Y es que hay familias que viven en pajareras, es decir, en miniviviendas, sin patios y de reducidos espacios que hacen que la convivencia diaria sea una auténtica odisea.

Sin embargo, el salir a la calle para huir de ese encierro sin la debida protección y no respetando la sana distancia hace que se esté expuesto a posibles contagios de coronavirus. 

Así que buzos caperuzos: A seguir las disposiciones emitidas por el Gobierno estatal para que la nueva realidad con convivencia segura sea un éxito y salgamos, por fin, de este episodio que ha provocado muchos inconvenientes tanto en el ámbito de la salud como en el económico.

REGRESAN LANA Y LOS PERDONAN.

De antología lo que ocurrió cuando dos funcionarios municipales y un particular libraron la cárcel luego de que se les comprobó que habían desviado 9 millones de pesos del erario público. Con devolver la lana y pagar una multa de 40 mil pesos andan libres. 

Y según la nota periodística, el juez los “castigó” también con mil 500 horas de servicio a la comunidad. Y es que se trataba de un delito “no grave”. Eso ocurre en nuestro México lindo y querido…

Porque sienta un mal precedente ese tipo de “castigos” leves para funcionarios corruptos. Mientras que humildes ciudadanos son sentenciados y casi llevados al paredón de fusilamiento por robarse una gallina. Claro, nunca es justificable el robar. Pero qué paradojas de nuestro sistema penal.

Una pregunta: ¿Al regresar lo robado ya no se es corrupto…? 

EL ACTIVISMO DE LUIS TORRE ALIYÁN.

Desde hace más de dos meses, el segundo síndico del ayuntamiento de Victoria LUIS TORRE ALIYÁN ha recorrido muchas colonias para llevar despensas a las familias afectadas por la contingencia. Él asegura que decidió donar su sueldo para realizar tales apoyos.

Interesante el activismo de TORRE ALIYÁN. De hecho, aseguró que seguirá apoyando a las familias necesitadas aun y después de que termine la contingencia.

Correo electrónico: jaimeluissoto@hotmail.com

Derechos Reservados © La Capital 2020