Tigres redobla su trabajo en La Cueva

La alineación del capitán Guido Pizarro ante Juárez depende de cómo evolucione una contusión en la pantorrilla derecha

2020-10-20

AGENCIAS

tigres entrenamiento.png

SAN NICOLÁS DE LOS GARZA.- La racha de cinco partidos ganando, con cero goles en contra, no es algo para festejar, al contrario, es para trabajar el doble y así lo demostró el plantel en La Cueva, de Zuazua.

El plantel hizo trabajo físico intenso, de poco más de una hora, bajo el mando de Guillermo Orta, antes de pasar a lo futbolístico, donde lo que más se insistió de parte de los auxiliares técnicos Juninho y Chima Ruiz era darle movilidad a la pelota con el menor toque posible.

En espacio reducido, dividido a dos equipos, incluyendo los arqueros Nahuel Guzmán y Miguel Ortega, quienes tampoco ellos podían jugar con las manos, el equipo trabajó mucho en los movimientos con y sin balón.

La cancha, reducida, tuvo cuatro mini-porterías donde obvio el objetivo era el gol, y la precisión en el pase al compañero.

Ya después, con el técnico Ricardo Ferretti en la cancha, la cancha fue trazada para delimitar el juego por las bandas, donde en base a una regla se podía o no el ingreso del rival hasta cierto punto del terreno de juego.

El objetivo también era el gol y en esta parte ya los arqueros estaban enfundados en sus guantes de arquero para evitar la anotación.

Mientras tanto, el capitán Guido Pizarro recibía terapia en el área médica, luego de haber sufrido una contusión en la pantorrilla derecha, por lo que estará reservado a evolución para saber si podría o no ser tomado en cuenta para el partido ante Juárez.

Derechos Reservados © La Capital 2020