Fumar inevitablemente te provocará desarrollar EPOC

Más del 80% de las exacerbaciones de pacientes con EPOC son causadas por infecciones virales o bacterianas; en invierno se agudiza la enfermedad

2021-11-19

AGENCIAS

medico revisa radiografia de pulmon.png

CD. DE MÉXICO.- En el marco del Día Mundial de la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica, que se celebra el tercer miércoles de noviembre, el Dr. Jorge Enrique Agüero Batista, académico de la Escuela de Ciencias de la Salud de UVM advirtió que más del 80 al 90% de las personas que fuman desarrollarán un proceso inflamatorio crónico de las vías aéreas e inevitablemente llegarían presentar la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC).

El Dr. Jorge Agüero, especialista en medicina interna, recordó que la EPOC es una enfermedad causada por una afectación de las vías aéreas y el parénquima pulmonar, la cual suele manifestar síntomas como tos, expectoración y disnea “falta de aire”; esta última inicialmente se asocia al esfuerzo físico intenso, y después va progresando al esfuerzo físico cotidiano, ya que cada vez disminuye la capacidad funcional del paciente. Además, dado que tiene un curso crónico progresivo, también puede generar propensión a distintas enfermedades, como son la hipertensión o enfermedad cardiovascular.

Explicó que la EPOC es producida principalmente por la exposición a sustancias químicas y partículas que se respiran.  La principal causa es el mal hábito de fumar -80% de los casos está relacionada con este hábito, que incluye a fumadores activos y pasivos, es decir quien convive con el fumador-, así como la exposición a la contaminación ambiental y a la combustión de combustibles sólidos como carbón, leña, quema de los gases domésticos como el gas de la cocina (si la exposición es muy continua, en lugares mal ventilados, son un factor de riesgo). 

El Dr. Agüero recordó que la EPOC ocupa el cuarto lugar en cuanto a mortalidad de acuerdo con el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER).  

Mientras que, de acuerdo con el estudio Tabaquismo: Fumar ¿gusto, adicción, estatus o cuestión de convivencia?, del Centro de Opinión Pública (COP) de UVM, 79% de los encuestados manifestaron que conocen personas que han padecido enfermedades graves debido al tabaco, lo cual pone en manifiesto que un alto porcentaje de las personas enferma por esta causa.

El problema no es menor considerando que en México hay 13 millones de fumadores, lo que representa poco más del 10% de la población del país, de acuerdo con la Organización Panamericana para la Salud. 

Agüero explicó que en esta enfermedad existen dos espectros clínicos, los cuales son: el enfisema pulmonar, este daña principalmente la estructura de los alveolos, y la bronquitis crónica, que genera infamación de la mucosa bronquial provocando que los bronquios reduzcan su calibre y produzcan grandes cantidades de moco generando  tos crónica, aumento de la expectoración y problemas respiratorios, aunque la presencia de los dos procesos coincide en la mayoría de los pacientes.

Por otro lado, la exacerbación aguda de la EPOC, puede tener distintas causas, la causa fundamental, son las enfermedades infecciosas, sobre todo por bacterias y virus, por lo tanto, durante la época de frío es cuando se ha demostrado el incremento de las complicaciones en estos pacientes, debido a que aumenta la transmisión y contagio de enfermedades respiratorias. 

En tanto, dado que la EPOC se caracteriza por un proceso inflamatorio crónico y que compromete a las vías respiratorias, estos pacientes tienen un mayor riesgo de contagiarse de COVID y de que esta enfermedad se complique. El Dr. Agüero explico que el SARS-COV2 entre las vías que utiliza para replicarse y afectar las células, se describe la unión a ciertos puntos específico de las células, conocidas como receptores, en los pacientes con EPOC se ha demostrado la existencia de un mayor número de receptores lo que incrementa más la susceptibilidad de padecerla.  

Por lo tanto, un paciente con EPOC y diagnóstico de COVID tendría un cuadro más complicado y una respuesta al tratamiento que podría dificultarse al tener un pulmón previamente enfermo, en la EPOC ya existe un compromiso tanto del flujo aéreo como del intercambio de gases (O2 y CO2). El COVID genera alteraciones al nivel pulmonar que compromete aún más estos procesos a nivel de los alveolos y de los vasos sanguíneos, siendo mayor el déficit de oxigeno en la sangre que trae consigo las complicaciones. 

“Considerando que la principal causa de la EPOC es el hábito de fumar, todo paciente que lleve algún tiempo con este mal hábito y comienza a tener síntomas, debe tener asistencia médica. Para tener un diagnóstico certero, el médico tratante debe realizar una prueba funcional respiratoria llamada espirometría (es una prueba que mide el flujo de aire en los pulmones que mide específicamente los volúmenes de aire que entran y salen del pulmón”, indicó.

El especialista en medicina interna dijo que la mejor medida de prevención de esta enfermedad es dejar de fumar, practicar actividades al aire libre, especialmente en zonas con poca contaminación ambiental y evitar la exposición a la inhalación de partículas químicas. Mientras que, para los pacientes con EPOC, es necesario que en época invernal tomen medidas específicas dirigidas por su médico para evitar complicaciones. 

Jorge Agüero dijo que la relevancia de que la población conozca sobre esta enfermedad es recordar y estar conscientes del deterioro que provoca el hábito de fumar en la salud de las personas, específicamente en el sistema respiratorio. “Todo paciente que fuma en mayor medida desarrollará cualquier variante clínica de la enfermedad a largo plazo”, expresó.

Derechos Reservados © La Capital 2021