Guía para prevenir el robo de identidad en las empresas

El verdadero conflicto es que se trata de información sensible que es utilizada para cometer otros ilícitos como solicitudes financieras o fraudes

2022-06-22

Tundra

CIBER delincuencia laptop.png

CD. DE MÉXICO.- De acuerdo a datos de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF), el robo de identidad en México cerró 2021 con cifras récord que superaron las 50,000 quejas, lo que implica un crecimiento por encima de 50% en relación con el año anterior. Estas cifras son reflejo de un problema considerable para empresas que ofrecen sus productos y servicios en línea.

El robo de identidad no sólo es una constante en México, sino en todo el mundo. Pero el verdadero conflicto con este delito es que se trata de información sensible que es utilizada para cometer otros ilícitos como solicitudes financieras o fraudes.

Recientemente, diversos medios de comunicación han alertado sobre falsas ofertas de empleo en las que, por un lado se roban los datos de los postulantes; y por el otro, usurpan la identidad de empresas grandes y reconocidas para captar la atención de quienes buscan trabajo.

“El robo de identidad es un problema que compete a las empresas, ya que hay mucho en juego si llegan a ser víctimas de este delito, su reputación, el interés de los inversionistas, la confianza de los aliados, incluso problemas legales y financieros que pongan en riesgo la operación de la compañía son sólo algunas de las consecuencias”, explica Ricardo Robledo, director general y fundador de Tu Identidad, plataforma especializada en la validación de identidad.

Según estimaciones del reporte 2021 Identity Fraud Study de Javelin Strategy & Research, nada más en Estados Unidos se pierden más de 56,000 millones de dólares anuales por el robo de identidad. 

La mejor forma de prevenir daños por este delito es que cualquier empresa establezca mecanismos robustos de validación de identidad que se apoyen en la mejor tecnología disponible actualmente. Para esto Tu Identidad recomienda las siguientes acciones: 

  1. Validación de documentos oficiales

Particularmente en el caso de empresas que ofrezcan productos y servicios delicados—como es el caso del sector financiero—, se debe hacer una validación correcta de documentos oficiales: la credencial del INE o el pasaporte. Con tecnología OCR de escaneo una compañía puede asegurarse que el documento entregado es real y no una falsificación. Acudir a fuentes oficiales para validar la información, así como usar Inteligencia Artificial para verificar patrones de seguridad.

Igualmente, esa digitalización debe acompañarse de una investigación en el Registro Nacional de Población para validar la veracidad de la identificación. Se trata de un primer paso necesario para prevenir el robo de identidad: que una empresa se asegure que la persona frente a ella exista. 

  1. Empleo de datos biométricos

“La tecnología actual de biometría dactilar y reconocimiento facial ofrece un blindaje poderoso para prevenir el robo de identidad y establecer un mecanismo seguro de validación de identidad. La huella de una persona es única y prácticamente irreplicable; de tal modo, es uno de los candados más importantes que puede emplear una empresa para evitar este tipo de fraudes o delitos”, detalla el fundador de Tu Identidad.

Por otro lado, el reconocimiento facial de una persona puede ser potenciado por tecnología de prueba de vida para evitar suplantación de identidad con fotografías, videos de alta calidad o máscaras. 

  1. Autenticación multifactor - 

Por último, una empresa puede incorporar procesos de autenticación multifactor para validar la identidad de un usuario. Estos requieren que al hacer una transacción se corrobore la identidad de la persona por medio de otro dispositivo o modo de entrada, junto con una contraseña de un sólo uso: ya sea a través de un código enviado a un celular o a un correo electrónico.

“La autenticación multifactor es ideal para validar la identidad de alguien en procesos que no comprometan información o activos sensibles. Aunque su uso es ideal cuando se combina con otro tipo de tecnología de validación de identidad, particularmente porque su uso es sencillo y expedito”, agrega Robledo.

Prevenir el robo de identidad en las empresas requiere de esfuerzos sencillos, pero constantes, en sus procesos. Atender este problema puede prevenir riesgos, dificultades y costos a futuro. 

Derechos Reservados © La Capital
twittear